domingo, 19 de marzo de 2017

La Biblioteca Popular que sueña con el edificio propio

Ubicada en el barrio Lera, funciona en un pequeño local alquilado. Como la dueña reclama el inmueble, la idea es reunir fondos para levantar un centro cultural.

Hay unos 10.000 libros para todas las edades. (Foto: marcelo martínez)
La Biblioteca Popular del barrio Lera cumplió 20 años en enero pasado. Sin embargo, aún no tiene su edificio propio y alquila un pequeño local en la calle 9 de Julio al 972, que se paga con las cuotas que abona un puñado de socios.

Sin embargo, la propietaria reclama desde hace tiempo el inmueble. Por eso, el sueño de la comisión directiva de la biblioteca es reunir los fondos para iniciar la construcción de un Centro Cultural barrial, que es el proyecto que quieren materializar.

“Tenemos los planos, el contrato del comodato del terreno, pero nos falta el financiamiento”, explicaron la vicepresidenta de la institución, Jazmín Volpe, y la secretaria Claudia Baum.

El trabajo de los integrantes de la comisión es ad honorem y la biblioteca no recibe fondos de la Conabip. Tampoco de la Provincia ni del municipio.

La Provincia sólo paga el salario de Liliana Vegas, que atiende desde hace 9 años la biblioteca. Liliana recordó que hace casi tres años la biblioteca estuvo por cerrar. Fueron momentos difíciles. Se iba a perder un espacio donde se desarrollan numerosas actividades para niños y adultos.

Liliana comentó que tienen en carpeta el proyecto para crear una bebeteca. “La idea es que una vez por semana, las mamás se junten en la biblioteca con sus bebés para que aprendan a leer”, explicó.
Aseguró que hace años que madres del barrio concurren a la biblioteca. Hay chicos que dieron sus primeros pasos en ese espacio y crecieron rodeados de libros. “La idea es que entren de chiquitos, que no le tengan miedo a las bibliotecas”, señaló.

“La función de una biblioteca popular es mucho más que un espacio donde se prestan libros. Es un lugar de conexión con otras instituciones, un punto de encuentro entre los chicos y los vecinos”, destacó Jazmín. En las cuatro paredes de la pequeña biblioteca hay aproximadamente 10 mil libros para todas las edades.

“Es un espacio para transmitir cultura, porque cultura no es sólo transmitir lo que dicen los libros”, sostuvo. Jazmín identifica a la biblioteca “como un espacio para fomentar la cultura”. “Es un espacio popular, abierto”, añadió Claudia.

El objetivo es lograr los fondos para iniciar la obra del edificio propio, en el terreno que consiguieron, que está ubicado entre la Escuela 201 Juan Ramón Giménez y la salita del barrio Lera.
No es un momento fácil para las bibliotecas populares. Pero las personas que sostienen el funcionamiento de la Biblioteca Popular del barrio Lera saben de esfuerzo y valorizan lo que representa para los vecinos contar con ese espacio de encuentro.

“Tenemos los planos, el contrato del comodato del terreno, pero nos falta el financiamiento”,

explicó la vicepresidenta de la biblioteca, Jazmín Volpe.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada